CONAGUA intenta ocultar nivel de agua en la presa “El Granero”: diputado federal

Escala que marca las cotas (metros sobre el nivel del mar de la presa)
Foto: Mario Mata Carrasco | Escala escala que marca las cotas (metros sobre el nivel del mar de la presa)

El diputado federal chihuahuense, Mario Mata Carrasco, denunció a través de sus redes sociales que, el sistema utilizado para medir el volumen de agua de la presa  “El Granero” fue alterado de forma intencionada por medio de métodos abrasivos, con el fin de ocultar el nivel de agua de la presa.

Mata Carrasco señala como responsable a la Comisión Nacional del Agua (CONAGUA) además acusa a su directora, Blanca Elena Jimenez Cisneros, de prácticamente ignorarlo, cuando el diputado la cuestionó sobre la situación de las presas de Chihuahua, en una videoconferencia realizada el día de ayer.

Un conflicto en crecimiento

Desde el 7 de junio, aumentó de forma exponencial la extracción de agua de la presa “El Granero”. Extracción que se realiza, de acuerdo a CONAGUA, en cumplimiento del “Tratado de Aguas Internacionales de 1944”. Sin embargo, hasta el momento, la dependencia federal no ha mostrado ningún documento que compruebe el requerimiento de pago por parte del gobierno norteamericano.

Vaciando “El Granero”

Mientras el Sistema Nacional de Información para el Monitoreo de las Principales Presas de México menciona que, al día de hoy, la presa Luis L. León “El Granero” se encuentra al 45% de su capacidad, diversos líderes agropecuarios han señalado que el volumen de agua de la presa, es sumamente inferior.

Agua pérdida

Por si fuera poco, diversas organizaciones señalan que, se han “perdido” alrededor de 386 millones de metros cúbicos de agua, tomando en cuenta el volumen extraído de diversas presas del norte del país dentro del proceso de cumplimiento del tratado internacional de aguas, sostienen esta hipótesis debido a que hasta el momento, solo se ha acreditado el pago de 24 millones de metros cúbicos de agua con el vecino del norte.

El tratado de la discordia

Desde 1944, México y Estados Unidos participan en el Tratado de Aguas Internacionales que, este tratado establece que México, a través del río Bravo, asignará agua a Estados Unidos y, Estados Unidos, a través del río Colorado asignará agua a México.

El tratado especifica que la contabilidad en la entrega de agua a los Estados Unidos se lleva por ciclos de cinco años consecutivos y, en caso de sequía extraordinaria, los faltantes que hubieren se reponen en el ciclo siguiente.

Compartir